Stop Radical Islam

La vergüenza nacional

Posted by sioespain en 18 marzo, 2010

Resulta que nuestro ministro de Exteriores no sólo degusta el Borgoña, su mejor afición, sino que se regodea con sus simpáticos roces cuasi eróticos con las dictaduras y sátrapas de por allá. Cuestión de gustos personales.
Cierto es que nos insulta a diario a los españoles cuando se pone de jarras defendiendo a los peores miserables que gobiernan sobre la tierra. No hay dictador que no cuente hoy con el inapreciable apoyo del Gobierno. No queda un «milico mierda» al que no sostengamos con entusiasmo. Desde Birmania a Venezuela. Y no hablemos de Cuba. La joya de la corona, la isla de los ensueños convertidos en pesadilla esta dominada por una pandilla de golosos totalitarios que matan y encarcelan para mayor gloria de una banda de secuaces que los jalean desde fuera. Desde donde hay calefacción y electricidad, se come cuando apetece, se pueden decir todas las barbaridades, insultar, denunciar… y todo, sin entrar en una cárcel donde militares miserables te torturan hasta la muerte. O te sumen en la ignominia más absoluta que tus familiares han de sufrir.
Nuestro ministro de Exteriores se ha convertido en el mayor financiador de Al Qaida junto a unos franceses que con Nicolas Sarkozy han perdido el norte y el oremus. ¡Qué vergüenza del chico gamberro de la Carlita Bruni. Qué vergüenza para los países que somos el limes, la gran frontera con las satrapías gobernadas por el islam. Pero Moratinos y el presidente del Gobierno se han erigido en los principales donantes de la peor organización terrorista que amenaza al mundo y a la cultura occidental. Pero no parece importarles. No solo mienten cono urracas parlanchinas. No sólo nos ocultan la verdad de la tragedia del chantaje siempre repetido y aceptado. Nos da poco menos que igual que todos los ciudadanos de Estados democráticos tengamos enfrente unas organizaciones terroristas cada vez más solventes y divertidas porque nosotros lo pagamos todo.
Nuestro Estado, queridos contribuyentes, se ha convertido en una especie de hazmerreír que tendrá algo más de solvencia, muy poca, cuando nos suba el IVA pero que no va a dejar de ser ese monumento a la cobardía y a la sumisión que ya desprecian hasta los países más siniestros de África Central. Vayan Ustedes a pedir respeto en Burkina Faso. O en Mali. Hernani en negro. Vayan ustedes a pedir respeto en Venezuela o Cuba. Se reirán porque nos lo merecemos. Vayan a hacer negocios a países lejanos donde ya se sabe que España no sólo paga siempre a delincuentes. Sino que es un Estado del que todos, incluidos los estados más fracasados del globo, se pueden reír porque la vicepresidenta mentira a sus compatriotas con sus pronunciaciones soeces de que «no ha habido ningún pago». Esa falta de respeto tiene un efecto demoledor fuera. Probablemente no sea consciente nuestra vicepresidenta. Su sectarismo se lo impide. Su falta de probidad intelectual le hace imposible un análisis riguroso de lo que nos acontece. Seis años después de que se nos sembraran las calles de muertos en Madrid , tenemos un Gobierno que no entiende ni quiere entender. Que nos miente con una obscenidad que clama al cielo. Que sólo busca sobrevivir. Al parecer, da la terrible impresión, lo quieren hacer solos.

(Fuente: Hermann Tertsch)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: